Home / Ferrol / Ferrol / Paralizan en Caranza el desahucio de una joven y sus dos hijos menores

Paralizan en Caranza el desahucio de una joven y sus dos hijos menores

Concentración a las puertas de la casa (foto: Raúl Salgado)

Concentración a las puertas de la casa (foto: Raúl Salgado)

RAÚL SALGADO | Ferrol | Miércoles 15 marzo 2017 | 13:00

La suspensión del desahucio previsto para la mañana de este miércoles en Caranza ha sido recibida a las puertas del edificio con aplausos, que se escuchaban en el interior de la vivienda. Allí recibía a la prensa Verónica tan solo unos segundos antes de que apareciese un funcionario judicial.

De 29 años de edad, tiene dos hijos de 2 y 9 años y ha recibido el respaldo de diversos colectivos, congregados ante el inmueble de la calle Cádiz. La práctica totalidad de sus bienes, salvo los indispensables, ya estaban en las escaleras porque esperaba la ejecución del lanzamiento.

Sin embargo, el trabajador público se ha limitado a ratificar que no dispone de ayudas, que los menores conviven con ella o que no se encuentra bajo algún supuesto de violencia de género. También le ha respondido que tiene pareja, que no reside allí, y que el padre de su primer hijo abona una pensión.

Su caso

Verónica ha relatado que no tiene trabajo estable ni «a dónde ir», carece de familiares en la zona. Pidió ayuda al Concello de Ferrol, que se ha comprometido a ofrecerle una «casa de emerxencia», ha dicho el portavoz de las plataformas congregadas, Ignacio Martínez. Sería en caso de que la Xunta no arregle el caso.

Dejó de pagar su alquiler de 250 euros «hace unos meses», por lo cual admite que el propietario «se cansaría». «Se han portado bien los del juzgado», ha declarado a la prensa. Tendrá que «entregar documentación y se paraliza hasta que tenga solución».

Ella quiere quedarse «en el barrio». Martínez ha añadido que el partido judicial de Ferrol registra una media de 12 desahucios cada mes y ha criticado que la afectada por el caso de este miércoles trabaje de manera irregular y no perciba la cantidad mínima para hacer frente a sus necesidades.

Un comentario

  1. Martinho Nogueira

    Por lo que veo, la concejala de Benestar ya no va a agarrar la pancarta. Se habrá dado cuenta al fin que las protestas contra los desahucios también le incumben a ella. Es todo un detalle, aunque mejor hubiera sido que, como cargo público más cercano a la ciudadanía, hubiese facilitado medios o una vivienda pública a esta persona, en vez de esperar “a ver qué hace la Xunta”.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*