Home / Ferrol / Ferrol / Alejandro Pregue: «Con nueve años monté mi primera empresa en clase y casi me expulsan del colegio»

Alejandro Pregue: «Con nueve años monté mi primera empresa en clase y casi me expulsan del colegio»

Alejandro Pregue en su despacho (cedida)
Alejandro Pregue en su despacho (cedida)

REBECA COLLADO | Ferrol | Lunes 25 septiembre 2017 | 12:23

Emprender en Ferrol no es tarea fácil, no vamos a engañar a nadie. Y parece que es rizar un poco el rizo crear una empresa aquí si tus raíces no están ni en la ciudad naval, ni en el resto de municipios de la comarca. Pero la historia que hoy os contamos tiene un pelín de truco, y es que su protagonista asegura que vino a Ferrol por amor y su trabajo, además, lo puede realizar desde cualquier parte del mundo.

Alejandro Pregue es un joven compostelano que llegó a Ferrol hace más de un año «por amor», ya que su novia, que tampoco es ferrolana, trabaja aquí. Unos meses después de su llegada, este emprendedor decidió crear su propia empresa: Imaindu Social Media, dedicada a la gestión de contenidos en páginas web y redes sociales y atención al cliente online.

Llegó a este mundillo un poco por casualidad, y es que Alejandro estudió Bellas Artes y cuando finalizó la carrera hizo prácticas en una empresa de diseño y ahí se fue introduciendo en el sector. Le gustó y decidió formarse estudiando un máster que completó con una beca. Convencido de que ese era el camino que quería tomar, creó su página web y su empresa.

Destaca de su trabajo que se centra en «dar valor a la marca y visibilidad a la empresa». Explica que a través de la gestión de contenidos y redes sociales las empresas tienen una mayor facilidad de proyección que antes no tenían. «Puedes llegar a mucha gente en todo el mundo, ya no hay barreras», señala, al tiempo que asegura que «cada vez se va a tender más a lo digital».

Alejandro explica que Imaindu Social Media se diferencia en el sector por centrarse únicamente «en que la empresa para la que trabajo crezca en el mundo digital». Y es que un buen posicionamiento y una buena imagen en Internet es clave para el desarrollo de las compañías.

Su balance es muy positivo porque señala que desde el inicio contó entre sus clientes con una importante empresa de transporte de Galicia. Hacerse con un cliente grande desde el minuto uno fue el mejor momento desde que creó la empresa, pero reconoce que en cierto modo frenó su proyección.

Y es que al tener que dedicar casi toda su jornada laboral a atender a un solo cliente a penas le deja tiempo para buscar nuevos y que su empresa pueda crecer. Aún así, cuenta con clientes fijos en las provincias de A Coruña y Lugo. «Pasó lo que no me esperaba, empecé fuerte y espero seguir creciendo y poder contar con trabajadores», comenta.

Emprendedor nato

Alejandro siempre supo que quería ser emprendedor y ya de pequeño dio muestras de su habilidad en el mundo de los negocios. «Con nueve años monté mi primera empresa en clase y casi me expulsan del colegio», explica divertido.

Y es que se dedicaba a hacer tirachinas con tubos de pvc y globos, «los vendía a mis compañeros de clase e incluso los personalizaba», indica Alejandro. El negocio iba viento en popa hasta que «el director llamó a mi madre y no pude vender más», recuerda.

Un emprendedor precoz aconseja a quienes estén pensando en iniciar este camino que se arriesguen, que apuesten fuerte si tienen una idea en la que creen. Eso sí, advierte que «no hay que tirarse a la torera» por lo que recomienda realizar un estudio de mercado y asesorarse muy bien. Además, considera que para ser emprendedor hay que ser una persona «con mente abierta e inquieta».

Mente abierta precisamente es lo que hace falta para ser gestor de redes sociales porque lidiar con los usuarios no siempre es fácil. Y es que interactuar con ellos tiene sus momentos divertidos, pero también hay que ser cauto porque, al fin y al cabo, no hablas por ti, sino en nombre de la empresa para la que trabajas.

Por eso aconseja que ante los marrones «hay que distinguir entre haters y gente normal». Pero si algo no falta en el trabajo de Alejandro son las anécdotas, como una usuaria de Facebook que le ha hecho 30 veces la misma pregunta y aunque él le conteste, ella vuelve cada cierto tiempo a preguntar.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

En Ferrol360 utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar el enlace para tener más información. ACEPTAR
Aviso de cookies