Home / Ferrol / Ares / Belén Martínez, La Casa de la Tía Julita: «La gente ya no quiere bodas grandes, las quiere íntimas y personales»

Belén Martínez, La Casa de la Tía Julita: «La gente ya no quiere bodas grandes, las quiere íntimas y personales»

Belén Martínez, gerente de La Casa de la Tía Julita (cedida)

RAÚL SALGADO | Ares | Lunes 21 junio 2021 | 17:00

El verano ha empezado de forma oficial y hay muchas esperanzas depositadas en el resurgir económico y anímico tras el peor golpe de la pandemia. Como uno de los exponentes de vida social, las bodas. Si ya se afianzaba una tendencia a la diferenciación, la nueva normalidad la consolida.

El viento parece soplar a favor, como cuenta desde un mirador privilegiado en Ares Belén Martínez. Es la gerente de La Casa de la Tía Julita, que se ha especializado no solamente en enlaces nupciales, también en cumpleaños, comuniones o simples -no lo son tanto- reuniones de compañeros o amigos.

«La gente cada vez se está animando más y se están retomando eventos que se anularon el año pasado, tiene más ganas de celebrar y hacer cosas; hay un poco de cola, es un poco locura para cuadrar la agenda», advierte. Más que nunca, ahora prima «el aire libre» y a «nivel de logística el espacio lo hemos reforzado con una estructura exterior».

El espacio cambia para cada evento (cedida)

Una nueva carpa como elemento «prioritario tanto a nivel de lluvia como de sombra». Afirma que la «gente busca aire libre para celebraciones especiales y comidas de empresa» y desde hace unos días «nos permiten mesas de hasta 15 personas; antes tenías que poner de 6, incluso de 4, teníamos que hacer un tetris en nuestra cabeza».

Esa incertidumbre ha condicionado el trabajo en los últimos meses porque con las nuevas medidas de prácticamente cada semana «tenías que hablar con el cliente, cuadrar a los invitados…». Sin embargo, esos usuarios se han adaptado en todo momento y Belén Martínez insiste en su agradecimiento.

La Casa de la Tía Julita ofrece «un espacio muy íntimo, muy personal, con mucho gusto en el detalle», y su responsable subraya que la «pandemia ha hecho resurgir nuestros valores, darle más importancia a lo que ya defendíamos».

La Casa de la Tía Julita está ubicada en Ares (cedida)

«Ha habido un cambio de costumbres, la gente ya no quiere bodas tan grandes, las quiere íntimas y más personales; las comuniones, lo mismo, cosas mucho más familiares», declara desde la atalaya aresana que mima cada día. Junto a su marido, lanzaron una idea con la decoración como primera meta: «El espacio es el mismo, pero cada evento es diferente».

Tienen a su favor «un sitio muy bonito con vistas maravillosas a la ría; hemos puesto una carpa, que han evolucionado una barbaridad». No en vano, indica que ya «no son las de plástico blancas», también las hay de «colores mucho más agradecidos, permiten una escenografía más bonita y te protegen de la lluvia y del sol».

Además, están «abiertas, el aire fluye y se oye a los pajaritos piar». No es poca cosa si buscamos escapar del ajetreo. Son tiempos de bodas íntimas, tendencia también en unas comuniones en las cuales «antes eran 30 niños a la vez en la iglesia, ahora se han espaciado más».

Vista de la ría de Ares desde la casa (cedida)

«Permite trabajar más, los días son más; es más beneficioso para los que nos dedicamos a los eventos», remarca Martínez. Su proyecto ha subido peldaños gracias al «boca a boca, es lo que más ayuda» porque de una celebración suele salir otra o varias. Y ensalza que la «gente está a gusto y tiene ganas de juntarse con amigos».

Eso sí, «vivir la experiencia aquí es fundamental, salirse de lo de siempre; intentamos dejarnos la piel en cada evento». Con su esposo pone todo en marcha, pero han sabido rodearse de personas de confianza y de la comarca.

Por ejemplo, «cocina de cercanía, decoración con globos de una empresa de Mugardos» para las citas infantiles, la «impresión de las invitaciones» en una nueva imprenta aresana, pastelerías de la zona o flores de un mayorista de Ferrol. La Casa de la Tía Julita hace las veces de «un pequeño motor que hace que otras industrias paralelas funcionen con nosotros».

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

En Ferrol360 utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar el enlace para tener más información. ACEPTAR
Aviso de cookies