Home / Deportes / «Criterio, pausa y precisión»

«Criterio, pausa y precisión»

Ángel Viadero prepara el partido de Ferrol entre el pesimismo por el juego del equipo (foto: Raúl G. Ochoa / El Correo de Burgos)

Ángel Viadero prepara el partido de Ferrol entre el pesimismo por el juego del equipo (foto: Raúl G. Ochoa / El Correo de Burgos)

ROBERTO MENA / EL CORREO DE BURGOS | Burgos | Miércoles 21 octubre 2015 | 21:17

Las dudas se ciernen sobre el Burgos CF. El equipo no acaba de carburar y, sobre todo en casa, su rendimiento no está siendo bueno. El discurso es el esperado en estos casos: «Aprender de los errores y seguir adelante». No obstante, fantasmas que parecían olvidados en este inicio de campaña, han regresado a El Plantío, a una grada que ha pasado del optimismo a la preocupación en un mes.

El próximo rival será el Racing de Ferrol, «probablemente el equipo más en forma del grupo», y el equipo trabaja con la intención de dar un golpe de efecto que voltee la dinámica. Ángel Viadero asume que el equipo no juega bien y señala el camino a seguir: «Con el balón debemos tener más criterio, pausa y precisión».

Cree que el mayor problema del Burgos CF llega cuando tiene el balón y habla de «precipitación» y de ser «excesivamente lineales».

Imagen de José Fran durante el partido del domingo pasado ante el Compostela (foto: Israel López Murillo / El Correo de Burgos)

Imagen de José Fran durante el partido del domingo pasado ante el Compostela (foto: Israel López Murillo / El Correo de Burgos)

«Tenemos que dar al juego un poco más de poso y sentido. En el momento que seamos capaces de atacar con más pausa, también nos permitirá estar mejor colocados defensivamente. Eso es lo que está pasando. Jugar muy rápido en ataque, nos hace ser un equipo más largo y en la vuelta siempre tengamos que correr muchos metros», expone.

El entrenador cántabro asegura que el vestuario ha asumido «con naturalidad» el nuevo tropiezo ante el Compostela. Recuerda que la competición liguera no ha hecho «más que empezar». «Es muy larga y tenemos tiempo para revertir la situación. El domingo un buen partido para conseguirlo y traer algo positivo de nuestra visita a Ferrol», comenta el técnico.

Es entonces cuando la filosofía futbolística de Viadero sale a la luz. Asegura que los conjuntos «se van construyendo semana tras semana en base a las dificultades en los que les ponen los rivales». El objetivo es que su equipo vuelva a ser competitivo y quiere aprovechar los partidos en los que el conjunto castellano no ha mostrado un mejor nivel «como lecciones de futuro».

Quesada es uno de los capitanes del equipo (foto: Israel López Murillo / El Correo de Burgos)

Quesada es uno de los capitanes del equipo (foto: Israel López Murillo / El Correo de Burgos)

Jugar en A Malata es una oportunidad de reivindicarse para los blanquinegros. Se medirán al primer clasificado, al equipo que hasta ahora marca el paso en el grupo I, por lo que es la mejor plaza para dar un puñetazo encima de la mesa. «Si somos capaces de hacerlo bien y tener un buen resultado no hay mejor rival que el Racing de Ferrol», explica.

El preparador blanquinegro es consciente de que el domingo tendrá un complicado encuentro en tierras gallegas ante un oponente que mantiene «la base de los dos últimos años y se ha reforzado muy bien». «Es un claro aspirante para pelear por todo en este grupo», indica.

Mejor fuera que en casa

En los últimos encuentros, el equipo burgalés se ha mostrado una mejor cara a domicilio que en El Plantío. Hizo el peor partido de la campaña ante el Tudelano, recuperó el paso en Villaviciosa, para volver a estar por debajo de su nivel ante el Compostela. Viadero lamenta que fuera de casa los méritos del equipo no se hayan correspondido con los puntos conseguidos.

Está convencido de que como visitantes han merecido más y reconoce que el equipo se muestra «más nerviosos en casa».

«Tenemos mucha ilusión por hacer las cosas bien y entonces esas ganas se puedan transformar en precipitación. Cuando llegan los errores te hace estar más nervioso. Trataremos de darle la vuelta porque al final los futbolistas que vienen a Burgos son conscientes de que es una plaza muy buena, que requiere capacidad para competir en situaciones difíciles», finaliza.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

En Ferrol360 utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar el enlace para tener más información. ACEPTAR
Aviso de cookies