Home / Opinión / De quen vés sendo? / La familia de Brais Bogo recuerda al joven ferrolano tres años después de su muerte

La familia de Brais Bogo recuerda al joven ferrolano tres años después de su muerte

Brais Bogo

IAGO BOGO | De quen vés sendo? | Martes 19 marzo 2019 | 19:51

Después de tres años, y que todo siga igual, os voy a contar lo siguiente. No sé por dónde empezar. Cuando desapareció mi hermano Brais acudimos ese mismo día por la noche a denunciar a la comisaría de Santiago. Antes de esto, hablamos con el casero y los compañeros de piso de mi hermano. Todos colaboraron sin ningún problema salvo uno.

El mismo que no contestaba al teléfono y, cuando contestó, su respuesta fue que casi no lo conocía. Hasta ahí bien. Hasta que, de repente, me enteré por la mejor amiga de Brais, y por más gente, que él estaba teniendo una relación con este chico.

Seguimos haciendo alguna investigación, nos enteramos de que este chico tenía un tutor legal por antecedentes violentos, violencia hacia su madre, robos con fuerza… En fin, que ya pintaba mal la cosa. Esta persona, pese a tener una relación con él, fue el único que no colaboró en la búsqueda de Brais. Ni se interesó ni respondió a nada.

Si no se interesó, en mi opinión, es porque ya sabía qué había sido de él. Fue llamado a declarar varias veces en las cuales, en palabras de la propia Policía, les mintió en ocasiones. Para no acabar ahí diré que la última localización de uno de sus teléfonos se encontraba en la misma zona que la de mi hermano. Además, la última conexión y el último momento de vida de ese móvil fue a la misma hora que el de mi hermano, a las dos de la mañana, 1:58 exactamente.

Aún así, la Policía da por válida su coartada de estar en A Coruña y dicen, entre risas, que él es así, que siempre miente, jajaja qué gracioso. Por otra parte, una vez que encuentran a mi hermano, aseguran que tiene golpes en la cabeza, pero que es por la corriente del río. Yo estuve buscando donde mi hermano se supone que se ahogó y no había más de 50 centímetros de agua. Por cierto, mi hermano pesaba 50 kilogramos y esta persona de la que hablamos unos 30 más.

En segundo caso, acuso en público la actuación policial; acuso su falta de interés y la tranquilidad con la que llevaron el caso. El primer equipo de búsqueda de mi hermano lo encontró en el río Sar después de hacernos pasar 12 días -a mí, a mi padre, a mi madre, enferma de cáncer, y a todos los demás-, un suplicio que no deseo a nadie.

Acuso al policía de guardia de la noche de la denuncia por coquetear con la persona que me acompañó mientras poníamos una denuncia por desaparición. Les acuso por la tranquilidad que les dio decir que se había suicidado y así un caso menos. Acuso a las autoridades competentes, alcalde de Santiago y alcalde de Ferrol, por interesarse por el caso mientras se interesó la prensa, ni un minuto más ni uno menos.

Nos dijeron que la investigación continuaba y aquí seguimos esperando. Pero, sobre todo, agradezco a todas las personas que ayudaron a buscar a Brais Bogo Graña cuando más os necesitábamos. Mi hermano no recibió el mismo trato y juicio severo hacia el sospechoso como muchos casos famosos que no mencionaré. Ni mi hermano ni muchos otros, y eso es lo que tiene que cambiar.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

En Ferrol360 utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar el enlace para tener más información. ACEPTAR
Aviso de cookies