Home / Ferrol / La hostelería ferrolana se reinventa para ganarle al miedo

La hostelería ferrolana se reinventa para ganarle al miedo

Marisol Buceta está al frente de El Foro en la plaza de España

MARTA CORRAL | Ferrol | Sábado 30 mayo 2020 | 12:50

Uno de los deseos que más se repetían en las semanas más duras del confinamiento era el de volver a saborear nuestros platos favoritos de cuantos propone la hostelería de Ferrol. De la clásica ración de chipirones y raxo —bueno, vale, rajo— con su buena patatada, a los bocados más innovadores que se degustan en la ciudad.

Bares y restaurantes van abriendo tímidamente durante estos días y se nos caen las lágrimas de felicidad cuando volvemos a llevarnos el tenedor a la boca y todo sabe como antes, como si el tiempo se hubiese detenido en los fogones. Resistencia culinaria a prueba de pandemias mundiales.

Algo más de 112 metros en línea recta separan dos de los regresos más esperados: el de El Foro (plaza de España, 6) y el de Casa López (calle María, 5). Ambos han levantado la persiana estos días con el miedo inevitable de la incertidumbre económica, pero dispuestos a dar lo mejor de sí mismos y a hacer todo lo posible por preservar las necesarias medidas de seguridad.

Marisol Buceta está al frente del primero, abierto a comienzos de 2019 tras una primera incursión en la hostelería con Albahaca. La visitamos este pasado viernes 29, el día que eligió para abrir de nuevo las puertas del restaurante junto a Tati y Sara, que completan el equipo que comenzó a empastarse hace unos cuatro años: «Tuve muchísima suerte al encontrarlas. Sienten el negocio como suyo y eso se nota».

Nos explica que de las 70 personas que suponen el aforo normal del establecimiento, ahora se ha visto reducido a la mitad. Sus mesas están a dos metros, cuentan con gel desinfectante a la entrada y la amplitud del espacio hace el resto. «Llevamos cinco días limpiando todo a fondo, incluso con vapor», comenta Marisol.

No obstante, lo importante, sigue intacto: «Apostamos por el producto del mercado, el producto fresco del día y ahora, con este calor, lo llevamos hacia platos más frescos como ensaladas o gazpachos con un toque diferente. Siempre con esa idea de adaptar a nuestros platos la cocina internacional».

Marisol ha preparado una carta especial para este regreso que encontramos en su página web y cuyas propuestas pueden degustarse en el restaurante, encargarlas para recoger allí o pedirlas a domicilio desde Ferrol o Narón. Solo tendremos que llamar al 644 906 270 antes de las 12:00 horas si queremos que el pedido sea para ese mismo día. Abren de miércoles a domingo.

Pablo López se acordó el pasado 26 de marzo de que hacía cinco años que había abierto el local; pero no se atrevió a decírselo a Patricia, su pareja, por la oscuridad que reinaba en aquellos días inciertos. Ambos están al frente de Casa López, que se ha convertido en un imprescindible de nuestra oferta hostelera.

Desde que el viernes 22 anunciaron su vuelta a la cocina, las redes sociales se han llenado de comensales felices compartiendo fotos de sus platos que harían salivar a cualquiera. Todavía no se plantean ofrecer servicio en mesa hasta que pase un tiempo, pero podemos pasar a recoger nuestro pedido o hacerlo a domicilio a través de Uber Eats.

«Estaba acojonado, la verdad. No dejaba de preguntarme qué pasaría al abrir la puerta, pero fue genial. Estamos súper contentos con la acogida, no hemos parado de trabajar», confiesa. Están elaborando unos 24 pedidos al día entre el servicio de comidas y de cenas. Su carta, adaptada al take away, nos ofrece los bocados más aplaudidos y también novedades como las alitas de pollo estilo Kentucky:

Abren de miércoles a domingo, desde las 12:45 a las 15:00 y de 20:45 a 22:45 horas. Podemos hacer el pedido en el 881 126 360 y pasar a recogerlo por allí (lo ideal, además, para escoger un buen vino con el que acompañar el menú) o encargarlo en Uber Eats para que nos lo lleven a casa.

Conviene recordar que, en esta segunda opción, tendremos que pagar algo más por el servicio y los hosteleros también perciben un menor beneficio. Así que, si podemos, démonos un paseo hasta el establecimiento, que se encuentra enfrente del hotel Almirante.

Explica Pablo, para los que todavía no conozcan sus platos, que sus propuestas son «ideales para compartir y picotear». Sostiene, además, que «todo está hecho al momento y con productos naturales y frescos. No tenemos nada preelaborado».

Durante estos meses de confinamiento, reconoce que «disfruté mucho cocinando en casa porque tenía tiempo», y desvela que tanto Patricia como él han estado pintando para darle un nuevo aire al local. Ahora, con la mascarilla inevitable y lavándose las manos como si no hubiese un mañana, cuenta los días para poder disfrutar también de una clientela fiel con la que cultivaba el noble arte de la conversación como pocos.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

En Ferrol360 utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar el enlace para tener más información. ACEPTAR
Aviso de cookies