Home / Ortegal / Cariño / Primeros pasos para echar a andar el proyecto Xeoparque Cabo Ortegal

Primeros pasos para echar a andar el proyecto Xeoparque Cabo Ortegal

FERROL360 | Viernes 2 febrero 2018 | 10:16

Cariño, Cedeira, Cerdido, Ortigueira, San Sadurniño, Moeche y Valdoviño trabajan de forma conjunta para hacer realidad el proyecto Xeoparque Cabo Ortegal y presentar su candidatura a la UNESCO para conseguir el distintivo. Esta semana los alcaldes de los municipios se reunieron en Moeche para avanzar en la preparación de la candidatura, que se presentará el próximo año.

El primer paso a dar será la ejecución de un Plan director donde se recojan los principales objetivos y líneas de acción. La Diputación Provincial suscribirá en breve un convenio con los municipios para crear un ente virtual que auspicie el trabajo de preparación de la candidatura y, principalmente, las actuaciones sobre el territorio que la avalen ante la UNESCO.

El acuerdo con el ente provincial tendrá una vigencia de cuatro años y prevé una inversión de 500.000 euros. Asimismo, otras de las acciones a realizar en estas fechas será el diseño de una imagen que identifique la iniciativa y buscar la implicación en el proyecto del tejido social de los distintos municipios.

La parte de la identificación de la riqueza geológica de la zona y su singulariedad está muy avanzada gracias al trabajo de la Asociación de Amigos do Xeoparque do Cabo Ortegal y del geólogo Francisco Canosa, integrante de la entidad.

Caraterísticas del Xeoparque

El área abarca 630 kilómetros cuadrados de superficie de los municipios de Cariño, Cedeira, Cerdido, Moeche, Ortigueira, San Sadurniño y Valdoviño. Hay localizados 52 lugares de interés geológico y cinco sitios de relevancia internacional por encontrarse en ellos formaciones únicas o casi imposibles de ver en ningún otro lugar del mundo.

Playas de arena roja, arenales de arena negra de origen no volcánica, afloramientos de lava, granitos negros, restos glaciares y rocas que habitualmente están a más de 70 kilómetros de profundidad y que aquí pueden observarse a simple vista.

Además de la geología, los municipios también tienen en común un claro interés por abordar el apartado de la arqueología como un elemento más de los muchos que pueden tener cabida en este proyecto. Unos recursos que se pueden incorporar a una idea de turismo respetuoso con el medio ambiente e interesado, a la vez, por la cultura local y sus valores patrimoniales.

De hecho, la UNESCO exige que esa herencia natural esté vinculada con otros aspectos, como el desarrollo económico sostenible, la cultura y el patrimonio. Así, el Xeoparque busca ser motor para un «turismo de calidade e con certo poder adquisitivo» y para otras iniciativas de promoción local que puedan beneficiarse de este reconocimiento internacional, señala la alcaldesa de Moeche, Beatriz Bascoy.

La regidora indica que «un xeoparque non ten ningún tipo de limitacións nin de proteccións especiais, o único que fai é utilizar uns valores xeolóxicos que xa temos de toda a vida para poñelos en valor e aproveitar ese valor para potenciar toda a zona no plano produtivo, no plano cultural, no plano histórico».

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*