Home / Archivo de Etiquetas: ESA CABECIÑA

Archivo de Etiquetas: ESA CABECIÑA

Lo que hay tras la muerte

ALEXANDRE LAMAS (Psicólogo) | “Esa cabeciña…” | Martes 20 agosto 2019 | 10:26 Cuando en el instituto me enseñaron lógica en la asignatura de filosofía, comenzaron con este silogismo: «Todos los hombres son mortales, Sócrates es un hombre, luego Sócrates es mortal». Que el aprendizaje de la lógica empiece por una deducción sobre la muerte no es banal ni casual. Para llegar a conclusiones verdaderas, la lógica debe partir de enunciados que sean ciertos. No hay nada más cierto que la muerte. Es muy sensato que la primera lección de la lógica parta de una verdad tan rotunda. Y a pesar de esa certeza, o precisamente por ella, le volvemos cada vez más la espalda a la muerte. Hace unos años le puse a una amiga un vídeo de una conferencia ...

Leer más »

Explicación de los cuñados (y del país entero)

ALEXANDRE LAMAS (Psicólogo) | “Esa cabeciña…” | Miércoles 30 enero 2019 | 21:23 La palabra cuñado estuvo de moda como insulto hace un par de años. Ahora está tan gastada que en general se asume que no hay nada más de cuñado que llamar cuñado a alguien. Hasta Bertín Osborne lo usó contra otra persona. Y lo dijo cuando todos considerábamos que Bertín era el cuñado más grande de este país. El cuñado por excelencia. El auténtico cuñado ibérico. En el 2016 la Fundación para el Español Urgente, definió a los cuñados como aquellas personas que aparentan saber de todo, hablan sin saber pero imponiendo su opinión o se esfuerza por mostrar a los demás lo bien que hacen las cosas. Resulta que los psicólogos ya tenían fichados a los cuñados ...

Leer más »

Cangrejos para combatir las fobias

ALEXANDRE LAMAS (Psicólogo) | “Esa cabeciña…” | Miércoles 26 diciembre 2018 | 12:39 Cuando era un niño me aterrorizaban los cangrejos. Hay algo intrínsecamente malo en que un animal tenga más de cuatro extremidades. Además la naturaleza les había dado esas pinzas temibles que a mí me parecían hechas para el dolor. Reflexionando ahora sobre ello, pienso que fue otro miedo el que me ayudó a enfrentarme a los cangrejos. Un miedo humano como es la vergüenza. La vergüenza hizo que el mismo día aprendiese a nadar y a sostener un cangrejo. Estábamos en la playa de Vilarube, mis padres se habían reunido allí con unos amigos para pasar el día. Había muchos niños. La marea estaba baja y el lago había desaparecido casi por completo, dejando solo un pequeño ...

Leer más »
En Ferrol360 utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar el enlace para tener más información. ACEPTAR
Aviso de cookies